Rehabilitación de Mancera a L12 en 2014, ‘fue un sabotaje’: Gabriel Regino

Foto: Cuartoscuro

Ciudad de México.- Gabriel Regino, abogado de los ex funcionarios del gobierno de Marcelo Ebrard acusados del colapso de la Línea 12, aseguró que el cierre que llevó Miguel Ángel Mancera, a cabo en el 2014, se debió a un sabotaje.

El penalista señaló que hay, además, una omisión en la procuración de justicia por parte de la fiscal la cual está incurriendo en los delitos de negación de justicia y abuso de autoridad.

Luego de que se anunciara que la Fiscalía de Justicia de la Ciudad de México, liderada por Ernestina Godoy, iría en contra de 10 ex funcionarios del entonces gobierno de Marcelo Ebrard; el abogado de los implicados reiteró su declaración previa acerca de una persecución política.

Uno de los señalados es Enrique Horcasitas, quien fungió como director del Proyecto Metro.

Al preguntarle al abogado sobre el cierre del ex jefe de Gobierno, en el 2014, este respondió que “fue un sabotaje”.

Buscaron la forma de sabotear una de las obras cumbres de la administración anterior -la de Marcelo Ebrard-, no había razones para un cierre de esa naturaleza. Y en lo que terminaron fue en una rehabilitación sobrecargando la estructura con los lamentables resultados que conocemos”, aseveró.

Con ello se recordó que, en la administración de Miguel Ángel Mancera, se contrató a una empresa ajena a la que se empleaba en el Gobierno de Marcelo Ebrard, la empresa desconocía la labor de mantenimiento en la L12.

Si perjudicó porque el mantenimiento se retrasó. Hubo un retraso considerable en el mantenimiento de las vías del tren que necesitaban una atención de manera urgente-inmediata pues el uso de los rieles y el contacto con las vías férreas. Claro que esto también incidió”, reiteró.

Posteriormente, el abogado hace énfasis en que la responsabilidad debe recaer en Mancera, ya que “a él le fue entregada la obra”. Con ello también comenta que las investigaciones no se realizan ante el anterior jefe de Gobierno por una “acción de encubrimiento”.

Esa es la única manera en la que encontraría lógica a no haberlos citado jamás para expandir y explotar todas las líneas de investigación sobre las causas de esta lamentable tragedia”.

También se hace mención del anterior director del Metro, Jorge Gaviño, y su sucesor, Jorge Jiménez Alcaraz, quienes después del sismo del 2017 no realizaron un ciclo de mantenimiento al medio de transporte.

Porque estamos encontrando no sólo en el caso de Gaviño sino también de su sucesor Jorge Jiménez Alcaraz problemas en el tema de mantenimiento, así como el desvió de recursos para llevar a cabo el mantenimiento del Sistema de Transporte Colectivo Metro que van a tener como consecuencia esta tragedia”.

Regino señaló que desconoce a cuánto asciende el monto por la reparación del daño a los deudos de las 26 víctimas mortales, así como para las 98 personas lesionadas. Sin embargo, hizo hincapié que los más de 26 millones de pesos pagados DNV para el peritaje pudieron funcionar para solventar este tema.

Claro que debieron aplicarse, cuando menos para el tema de los tratamientos psicológicos. Qué curioso y que dramático tienen 26 muertos y prefirieron tirar 26 millones a la basura. El gobierno paga para que hagan las cosas a su modo, están preparando su absolución y exoneración adelantada”, condenó Regino.

Con información de la Crónica.

si