Pega robo de mascotas en al menos 5 delegaciones de la CDMX

Ciudad de México.- El robo y secuestro exprés de animales de compañía ha registrado un aumento considerable durante los últimos dos años en la Ciudad de México, pues hasta 2017 el número de reportes de robo registró un aumento de 13 por ciento, pues pasó de 109 en 2015 a 125 robos durante 2017, algunos haciendo uso de violencia, esto de acuerdo con datos de la Procuraduría General de Justicia (PGJ-CDMX).

Este ilícito representa un gran negocio para los delincuentes, pues algunos de ellos llegan a cobrar de 5 a 10 mil pesos por el rescate de estos animales de compañía; además, en algunos casos las exigencias de los captores se incrementan, pues llegan a pedir sumas exorbitantes cuando los animales cuentan con certificado de Pedigree.

De acuerdo con las denuncias presentadas por este ilícito, las razas preferidas por los malhechores son Chihuahua, Schnauzer, Labrador Bull Terrier y Pomerania, y la mayor incidencia se registra en colonias como Polanco, Condesa, Del Valle, Narvarte, Nápoles, Del Carmen y Lindavista, aunque también se han presentado diversos casos en las  delegaciones Tlalpan, Cuauhtémoc e Iztapalapa.

Sin embargo, aunque se trata de secuestro, la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México (PGJCDMX) aseguró que el código penal lo considera como robo.

Asimismo, Edmundo Garrido, procurador de justicia de la Ciudad de México, informó que para abordar las carpetas de investigación ante dichas denuncias, se debe comprobar que la mascota no fue robada, sino extraviada por sus dueños, razón por la que muchas veces se cierra la carpeta de investigación.

Sin embargo, el procurador de justicia reconoció que en los últimos meses se ha detectado la modalidad de extorsión y  que la incidencia se presenta en mayor medida en parques, lugares que los ciudadanos frecuentan para sacar a sus perros a pasear.

Los animales de compañía eran considerados “bienes”, por eso tenían un “propietario”, sin embargo, en la Constitución Política de Ciudad de México se establece que son “seres sintientes”.

Además, informó que la Fiscalía Especializada en Delitos Ambientales y Protección Urbana es la encargada de investigar estos delitos; sin embargo, aseguró que en el Código Penal de la Ciudad de México no hay especificaciones para castigar la sustracción de animales, por lo que indicó que cuando esto sucede y se captura al responsable, este es procesado sólo por el delito de robo.

Ante dicha problemática,  el Gobierno de la Ciudad de México implementó un sistema de registro ante  el Sistema de Alerta Social (SAS), con la finalidad de ubicar a las mascotas extraviadas.

Para acceder al problema se debe registrar la mascota en el sistema de la Secretaría de Desarrollo Social para luego adquirir una placa con un folio grabado, el cual al ser reportado ante el Locatel arroja los datos del dueño.

Para su registro se toma una fotografía de la mascota,  se toman datos sobre su raza, nombre, sexo,  color y edad;  además,  se registran los datos del propietario, tales como nombre, número de contacto, dirección y el folio de la placa de su mascota.

Al reportar el extravío de la mascota, se lanza un aviso a través de las redes sociales del Gobierno, el cual contiene  los datos del animal y  su foto.

JTR