Lo bueno no salió tan bueno

En la Colonia Insurgentes Mixcoac, la obra de la calle Goya 35 entró en el esquema de reforzamiento de la red de agua. En las calles Poussin y Goya, la empresa contratada para hacer esta obra es Yuriria S.A. de C.V., el problema es que esta empresa empezó a trabajar sin avisar a los vecinos en octubre de 2017 a media noche, causando grandes molestias por el ruido a esas horas.

Sus permisos para trabajar estaban vencidos e incompletos, por lo que sólo laboraron dos noches. Posteriormente, en febrero de 2018, nos informó el ingeniero Mauricio Jaime Hernández García, director técnico del Sistema de Aguas de la Ciudad de México sobre los beneficios de esta obra y se acordó trabajar de día para no molestar a los vecinos durante la noche.

En agosto del año pasado iniciaron los trabajos de la información que dio la empresa Yuridia, pero no se cumplió con lo pactado... los trabajos se extendieron en tiempo y a la fecha no terminan.

Perjuicios a la colonia:

  • Las zanjas que hicieron en el arroyo vehicular para el cambio de tubería no se pavimentaron correctamente, dejando topes y, lo peor, donde había adoquín ya no lo volvieron a colocar.
  • Las banquetas están todas rotas a causa de la obra.
  • Tienen tubería en las banquetas, impidiendo el uso.
  • Cierran calles sin avisar (Patriotismo y Goya)
  • Las calles donde se realiza la obra llevan más de seis meses con problemas de tierra.

TODO ESTO SIN QUE NINGUNA AUTORIDAD SUPERVISE a esta empresa Yuridia, lo peor es que la Colonia Insurgentes Mixcoac perdió banquetas en buenas condiciones, ganó unas calles con topes por mal pavimentado y perdió zonas de adoquín.

El Programa Parcial de Desarrollo Urbano Insurgentes Mixcoac, publicado el 21 de julio de 2000, dice que deben de conservarse con los acabados originales.

Obras de reforzamiento hidraúlico

¿Qué son?

El Artículo 302 del Código Fiscal de la Ciudad de México nos dice que las construcciones, ampliaciones, etc, deben contar con el dictamen de factibilidad de otorgamiento de servicios hidráulicos y para este deben pagar un impuesto por cada metro cuadrado, para que el Sistema de Aguas de la Ciudad de México esté en posibilidad de prestar los servicios.

El constructor tiene la opción de pagar este impuesto en Tesorería o contratar una empresa para realizar las obras de reforzamiento hidráulico por el importe de acuerdo con los metros de construcción.